Actualmente no hay cambios al programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés). El Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS, por sus siglas en inglés), aún está aceptando y procesando solicitudes de renovación de DACA solamente para individuos a quienes previamente se les otorgó el beneficio. El 3 de agosto de 2018, un juez federal en Washington, D.C., emitió una orden declarando que el gobierno debe reinstalar por completo el programa de DACA. Sin embargo, esta orden aún no es definitiva y no entra en efecto inmediatamente.

USCIS comenzará a aceptar solicitudes nuevas solamente si la decisión se vuelve definitiva. Por el momento, esta decisión está en suspenso hasta el 23 de agosto para permitir al gobierno 20 días para apelar la decisión. Se espera que la administración de Trump apele esta decisión con la Corte de Apelaciones Estadounidense para el Distrito de Columbia, ya que han apelado decisiones similares en California y Nueva York. Luego de apelar, la administración puede solicitar una suspensión prolongada de la decisión, en espera de la conclusión de ese proceso de apelación.

Información de fondo

El 24 de abril de 2018, la corte de D.C. sostuvo que la decisión del gobierno para rescindir DACA era ilegal y por lo tanto, el memorando terminando el programa debía ser vaciado. Esto hubiera requerido que el gobierno aceptara y procesara tanto solicitudes de DACA nuevas como renovaciones. Sin embargo, esta orden fue puesta en suspenso por 90 días para permitir que el gobierno diera una mejor justificación para su decisión de terminar el programa. En julio, el gobierno le pidió a la corte que revise su orden del 24 de abril. La decisión del 3 de agosto es la denegación de la corte de esa moción del gobierno para reconsiderar su decisión del 24 de abril.

¿Qué depara el futuro?

La finalidad de esta orden y la reinstalación completa de DACA dependerán de varios elementos.

Primero, esta orden vaciando la terminación del memorando del gobierno solamente entraría en efecto el 23 de agosto si el gobierno apela y no tiene éxito en pedir un paro de la Corte de Apelaciones.

Adicionalmente, la litigación en otros distritos federales puede afectar la validez de esta orden. El 9 de agosto, un juez federal en Texas oyó argumentos en el caso Texas v. Nielsen. Esta demanda, presentada por siete estados y dirigida por Texas, cuestiona la validez de todo el programa de DACA y solicita una orden judicial a nivel nacional que podría bloquear aprobaciones y renovaciones de DACA en el futuro. Si la Corte de Texas otorga esta orden judicial a nivel nacional, en o antes de la fecha límite del 23 de agosto, la administración de Trump estaría bajo órdenes conflictivas. Cuando hay una división de esta forma entre las cortes de los circuitos, la Corte Suprema podría intervenir. Sin embargo, a menos que se emita una decisión de emergencia, puede que no se emita una decisión completa sino hasta el próximo verano.

Tomando todo esto en cuenta, el futuro de DACA permanece incierto.

¿Cómo puedo prepararme para lo que sigue?

En anticipación de que el fallo de la corte de D.C. sea definitivo el 23 de agosto, usted debe consultar con un abogado si cree que puede ser elegible para solicitar DACA. La ventana para someter una nueva solicitud de DACA podría ser muy corta. Aprovechar esta oportunidad podría ser crucial para tener protección en el futuro.

Alternativamente, en el caso de que el litigio conflictivo de la corte federal provoque la congelación de las renovaciones de DACA, también es importante que consulte con un abogado para analizar sus opciones.

Independientemente del resultado, los abogados de inmigración de Atlanta en Antonini & Cohen están preparados para ayudarle a calmar sus preocupaciones y determinar el mejor plan de acción para usted. Contáctenos al 404-523-8141 para una consulta.

Share this post:
Call Now! Llámanos!