Los medios de comunicación que informan sobre el tratamiento de los migrantes en la frontera sur han llamado la atención sobre el proceso de asilo de Estados Unidos. Sin embargo, muchos no se dan cuenta de que también hay muchos solicitantes de asilo no detenidos en los Estados Unidos, que vienen de todo el mundo. Muchos llevan años esperando que sus casos sean procesados. Algunos de estos solicitantes solicitaron asilo en la frontera o en procedimientos de deportación, mientras que otros ingresaron a los Estados Unidos con una visa o pueden tener algún estatus migratorio alternativo, al mismo tiempo que sus solicitudes de asilo.

Los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos a veces otorgan una autorización de trabajo temporal para los solicitantes de asilo, algunos de los cuales podrían solicitar una Tarjeta de Residencia Legal Permanente (Green Card) con su empleador. Un consejo de precaución es necesaria de inmediato aquí. Nunca se debe solicitar asilo antes de consultar con un abogado de asilo de buena reputación con respecto a la elegibilidad y el impacto de la presentación en su situación particular. Para algunas personas, las solicitudes de asilo pueden desencadenar procedimientos de deportación rápida sin autorización de trabajo disponible. Tenga en cuenta que el asilo no está disponible para todas las personas que se sienten inseguras en su país. La ley de asilo sólo protege la persecución por motivos particulares (por ejemplo, raza, religión, nacionalidad, opinión política o pertenencia a un grupo social en particular).

Para determinar si el empleador del solicitante de asilo puede solicitar la Tarjeta de Residencia Legal Permanente (Green Card) del solicitante, los abogados de inmigración examinan muchos factores, entre ellos: si el solicitante ingresó a los Estados Unidos legalmente; si han tenido interrupciones en su estado migratorio; si han trabajado sin autorización y cuánto tiempo lo han hecho; la disponibilidad de exenciones para perdonar cualquier violación a la ley de inmigración; el estado de la solicitud de asilo; la disposición del empleador a participar en el proceso; y si el empleador puede ocupar fácilmente el puesto con un trabajador estadounidense dispuesto y capacitado. Un pequeño detalle puede cambiar la elegibilidad y la conveniencia de una persona para solicitar una Tarjeta de Residencia Legal Permanente (Green Card) a través de un empleador; por lo tanto, los solicitantes de asilo con autorización de trabajo deben programar una consulta con un abogado de inmigración de asilo de buena reputación donde el empleador puede estar disponible para asistir en persona o por teléfono. Para algunos solicitantes, la solicitud de asilo puede moverse tan lentamente que puede ser más rápido obtener su tarjeta de residencia a través de su empleador.

HABLE CON UN ABOGADO DE INMIGRACIÓN DE ATLANTA SOBRE SUS OPCIONES DE INMIGRACIÓN

En Antonini y Cohen Immigration Law Group, habitualmente ayudamos a nuestros clientes a navegar por procesos de inmigración concurrentes en diferentes áreas de inmigración. Tenemos un amplio conocimiento y experiencia dentro de nuestro equipo de inmigración. Para programar una cita con uno de nuestros abogados de inmigración, contáctenos en línea o llamando al 404-850-9394.

Call Now! Llámanos!